Blogs Composteláns
Concello de Santiago

O blog de lauralaura

Personaliza estes textos no teu panel de preferencias

Cuando el desconocimiento nos deshumaniza

No solo basta con mirar, hay que entender lo que pasa para ser conscientes del mundo que nos rodea. El desconocimiento es un mal pasajedo que se debe remediar!
A veces trabajo como freelance periodista, y eso hace que me desespere por la realidad de los otros, tanto de aquí como de más lejos. Los periodistas creemos muchas veces que hablar de lo que pasa es la mejor manera de encontrarle soluciones a los problemas.

El desconocimiento nos deshumaniza, nos hace fríos, y yo informo para evitarlo.Por eso me propuse, hace algunos días, subir al menos dos fotografías diarias a las redes sociales, como una forma de protesta ante tanta violencia en el Medio Oriente.Yo, desde Ecuador, solo puedo protestar así por el momento. Creo tanto en el poder de la información que estoy segura de que, mientras más personas vean la realidad, habrá más esperanzas para calmar tanto dolor.

Siempre, hablar es mejor que callar.Hay muchos que apoyan mi decisión y, obviamente, hay otros que la critican. Han usado todo tipo de adjetivos: desde pendeja, estúpida e ignorante hasta poco objetiva. No me sorprende, pero sí me apena tanta frialdad de quienes ven a esta guerra tan lejana, cuando al tratarse de seres humanos es tan próxima.Leo comentarios que defienden las razones de los palestinos, otros que justifican a Israel… ¡Pero nadie habla de las víctimas, de los daños colaterales, de los niños, que son los que más sufren!Creo que esta epidemia de cinismo va a acabar con nuestra especie.

Yo quiero la paz en todo sentido, por más trillado que suene; quiero la paz que acabe con la hipocresía, con las explicaciones sin sentido, con las ideologías mortales. La mayoría de quienes han muerto no tienen nada que ver con la guerra.He crecido escuchando historias de este resentimiento que ha cobrado tantas vidas.

Mi padre y mi abuelo hablaban de ello con rabia en sus ojos, con un dolor añejado. Yo los escuchaba con respeto, leía sobre el tema y pensaba en cuánto quería entender a las dos partes, cuánto quería que ese resentimiento deje de cultivarse generación tras generación. Decidí que la gente que formara parte de mi vida tendría que tener a la unión como bandera, porque la unión puede ser más fuerte que las bombas. Ceder es muy difícil, pero es lo que nos hace crecer.

Los de Hamás son tan necios, cegados, que no quieren ni buscar una coincidencia con los israelíes. Entrenan niños que llegan a este mundo sin saber de guerras para la guerra, les enseñan a odiar a quienes les quitaron territorio. No tienen más estrategia que el rencor.Israel, una nación que no respeta ningún tratado internacional, ataca con potente artillería zonas donde viven civiles, familias inocentes.

De cada 10 muertos palestinos, 3 son niños; y después de cada 200 palestinos muertos, muere un israelí.Pero no se trata de que hay 200 de un lado y 1 del otro, se trata de que son 201 seres humanos que mueren porque nacieron en el lugar incorrecto, en un círculo de violencia que avergüenza al mundo, y que duele.Las organizaciones internacionales solo sirven para contar víctimas y fingir reuniones, lo siento, pero es la realidad,  lejos del llanto de tantos padres sin hijos, y de tantos niños sin madres.

Tal vez,  los únicos que han tenido la voluntad genuina de mediar son los egipcios, aunque la tregua duró apenas unas horas en su momento.Yo, desde acá, por más sola que me encuentre y aunque nadie me escuche, aún creo que todos podemos vivir en paz y respetarnos, respetar la vida!...Lo creo y lo practico: antes de ser chilena y peruana soy árabe, descendiente de sirios y también de palestinos. Una de mis mejores amigas es judía y el mejor amigo de mi exesposo también lo es, y además es padrino de mi hija. Me he sentado en una mesa a celebrar el Sabbath, y en mi casa se come comida árabe al menos una vez a la semana; también bailo árabe para mi abuelo cada vez que voy a Lima.

Estoy orgullosa de mi raza y la respeto, pero también respeto a la vida y apoyo toda iniciativa que signifique no hacerle daño a nadie. Cuando existen esos lazos de amor no hay ideología, raza, creencia, tinte político que importe.Seguiré subiendo fotos, porque quiero que todos reconozcan que tenemos algo en común con las personas que están recibiendo bombas ahora mismo.

Invito a quien se sienta identificado con mi protesta a difundir más información sobre esta guerra que tiene rostro de niños. Tal vez eso nos podría despertar de tanta indiferencia.Los niños mueren en Gaza mientras nosotros trabajamos para que a nuestros hijos no les falte nada. Al menos yo, no quiero que les falte conciencia ni sensibilidad.

Tags: desconocimiento   gente   guerras   

por lauralaura, 00:28 09/02/2017